lunes, 7 de septiembre de 2009

De nuestra aventura en el bazar



Chicos, regreso de un fin de semana muy deseado (mi cuerpo y mente lo pedían a gritos) para contarles lo que hicimos ciertas personitas de la blogósfera y yo. Me refiero a Botica Pop, DCodyR4, Simone, Juan, Bere, Dana (a quien por fin conocí en persona y me dio mucho gusto) y el Ornitorrinco.

El sábado pasado visitamos el Bazar Fusión en grupo para ver qué podía ofrecernos. No sé si conozcan este proyecto. Si no: es un bazar que se pone en algunos sitios de la Ciudad de México. En el bazar se presentan algunos artesanos independientes que fabrican muebles, prendas y accesorios hechos con mucha creatividad. En esta ocasión estuvieron el pasado fin de semana en el Parque México.

La historia es esta: Simone ya conocía el bazar y yo, por azares del destino, conocí a Carolina Kopeloff, quien organiza el bazar. Ella y su socio me dijeron dónde se iba a poner, y lo platicamos Botica, Simone y yo y fuimos el sábado en grupo. Y vaya que nos divertimos.

Por cierto que el bazar tiene apenas cinco años y comenzaron con cinco puestos. Ahora tienen alrededor de sesenta. Y han sido reseñados en medios aunque, como se quejan los organizadores, "sólo buscan novedades, no les interesa ver los puestos que llevan ya un tiempo con nosotros". Es una ppena porque tiene muchas cosas que valen la pena. ¿No me creen? Bueno, empecemos a ver algunas imágenes tomadas por... MI CÁMARA!!!! Así es, chicos, la llevé a terapia para que olvidara aquel trauma tan horrible y la pobre por fin pudo volver a la acción. Recuerden, den click a las imágenes para verlas con mayor detalle.

Me hice acompañar de Martha, una amiga que es fanática de la joyería. Encontramos un puesto en el que se vendían accesorios hechos de hilos de alambre moldeados a mano. Y animé a Martha a que se probara este:



¿El precio? 350 pesos. Ni la joyeería de fantasía cuesta eso, y el collar es más bonito.

Para alguien que no tiene un trabajo o un ingreso limitado (I speak for myself, jeje)algunas cosas son costosas. Pero al menos un 90% de las cosas ahí exhibidas valen lo que cuestan. ¿por qué? Porque muchas están hechas a mano y el trabajo puesto en ellas es evidente. Como ejemplo les pongo esta billetera:



Cuesta 150 pesos pero está hecha de lona reciclada, a mano. Es creativa, práctica y resistente, al menos dura más que las billeteras de tela que he tenido. Espero poder tener la oportunidad de comprarla. No sólo es creativa y resistente, también está hecha de un material reciclado y eso aumenta su encanto ¿no creen? El resto de las billeteras, aquí:



O pueden ver este llavero:



Quizá no sea una gran obra de arte... pero es bonito y nadie lo puede negar.



¡Y este puesto! La simpática pelirroja que ven ahí nos contó que sus productos estaban cortados con láser y cosidos a mano. Creo que además de eso tienen un diseño inteligente y una buena resistencia.



En otro puesto encontramos estas chaquetas con detalles interesantes. Imagínenlas puestas sobre un top blanco y unos jeans. A mí me parecen maravillosas. Y, por curiosidad, al verlas ¿no extrañan un poco a Christian Lacroix? Yo sí.

Me parecieron muy interesantes unos vestidos de una línea llamada Cítrico. Dicha marca crea vestidos cortos en colores brillantes y en un algodón realmente suave. Algo que se podría usar en la escuela, la casa y quizá para una tarde en un café con tan sólo cambiar los accesorios. No sé por qué no les tomé fotos, pero en la próxima emisión prometo hacerlo. Como saben, un vestido corto de algodón es básico.



Animé a Martha a que me modelara esta bolsa. Me parece fantástica, práctica, original y además, es amigable con el ambiente. Y como pueden ver, tiene potencial para cargar muchas cosas.



¡Miren esto! Me quedo sin palabras, lo quisiera tener en la sala de mi casa ahora mismo.

El bazar también presenta exclusivas. En el puesto de Malafacha por fin pude probarme un par de chamarras que deseé desde que las vi en Mercedes Benz. Pero, ay de mí, una me quedó muy corta y otra, con los hombros enormes se veía muy Star Trek (Juan P dixit). Por cierto que en vivo tiene una calidad excelente. Usualmente algunas prendas que se presentan en semanas de la moda están mal cosidas o cortadas pero las de Malafacha no. Puedo darme cuenta que planean vender y por eso se esfuerzan en presentaar buenas cosas.



Y Martha nos modela, de nuevo, algo que a todas fascinó: unos broches para el pelo en forma de mariposa. Creo que todas salieron con uno en el pelo.

Me la pasé bien y creo que es una excelente propuesta para comprar y encontrar ese producto original o ese accesorio que nos arranque una sonrisa cada que lo usamos. Pueden checar el sitio del bazar aquí y mandarles un mail para preguntarles dónde conseguir algún poducto que les haya gustado.

9 comentarios:

La Ratita Presumida dijo...

Me quedo con las chaquetas, son estupendas. ¡Qué bien que lo pasáis los bloggers mexicanos! Nosotros tenemos quedada para la Fashion Night Out del jueves. Ya os contaremos, jaja.
Besos.

Guapólog@ dijo...

Qué bien la pasamos! Ese collar fue mi favorito, sólo que yo lo quería más largo y pus no tenía ahí la diseñadora. Será para la siguiente!
Gracias por la reseña :D

Un beso!

Simone

Marquis de Lannes dijo...

No sé, no sé...

DCody región4 dijo...

Buenísimo!! Me la pasé súper bien, auqnue no compré nada (tienes razón, es algo caro) pero más se disfrutó el tour con el fashion team.
un abrazo!

Botica Pop dijo...

estuvo muy divertido! y yo cortisima de fondos por culpa de la compu en la que estoy escribiendo este comment. chaaaaleeee.

Bere Tarde o temprano dijo...

:( pues yo ni siquiera lo vi que mal! espero que dentro de tres meses! pero me gusto verlos a todos :)

Ald0rad0 dijo...

Ratita: Sí lo vi!! :D

Simone: un beso!

Marquis: quoi?

DCody: cómo no, compraste las pincitas de mariposa.

BoticaPop: Todos, la recesión pega durito :(

Bere: a mí me dio gusto verlos!!

Dana dijo...

Hola Aldo!! A mí también me dio mucho gusto conocerte!!!

Qué lindo post!!!

Te mando un beso :)

Rupinder dijo...

las almohadillas en forma de rodillo móvil montado sobre una estructura de madera, pero en el mundo rural nunca se impusieron.


Reciclados Hilos