martes, 8 de diciembre de 2009

¿Por qué no le dan una oportunidad a Alessandra?

 

Es tiempo de presentar una idea descabellada más: darle una oportunidad a Alessandra Facchinetti, ex diseñadora de Gucci y Valentino con una suerte inversamente proporcional a su talento.

Esta pobre mujer ha tenido una fortuna que nadie envidiaría: la eligen como sustituta de dos de los diseñadores más famosos del siglo XX y puede más la sombra de ellos que sus esfuerzos para sacara adelante a la casa en cuestión. Los directivos se molestan y piden su renuncia tras dos temporadas, dejando a la mujer perpleja y desempleada.

Mírenla, ¿no es adorable?

Entiendo que el mundo de los privilegiados de la moda se base en la intuición, el aplauso editorial y el dinero pero no deja de molestarme que por eso se sientan con el derecho a cerrar las puertas a alguien que promete. En mis ahora días de estudiante (hace no mucho) había un grupito de personas de lo más desesperantes. Los llamaré “El Club”, un apodo que ya les había puesto semestres atrás.

No vale la pena hablar de ellos pero los traigo a colación porque eran un grupo que creía sentirse en el Olimpo de la popularidad, la inteligencia, el talento y el dinero. Si alguien de mi entorno lee esto: no les tengo ni tuve envidia pero me fastidiaba esa idea de que con unos criterios más bien subjetivos discriminaran al resto (digo, no estábamos en una película estadounidense como para que tomáramos ese rol de “los non plus ultra”). Me irritaba ese rol y creía  que su pequeño y vacío mundo era nada allá fuera.

Pero, ¿saben? Esa idea mía no es del todo cierta. Hay “Clubes” en todos lados –vaya, hasta en las comunidades más marginales de la Tierra- y la moda no es una excepción porque se gobierna por valores más bien subjetivos  y en ocasiones tontos. Uno puede abrirle los brazos y las piernas a Carine Roitfeld y ver que las clientas se peleen por sus creaciones de pacotilla o puede dejarse de esnobismos y ver cómo no se para ni una mosca por su boutique. Y esos grupos cambian de integrantes pero nunca de ideología. Alguien le mencionó a Dominick Dunne (colaborador de Vanity Fair y uno de los columnistas que más admiro) lo siguiente: “Every seven years or so the toilet flushes and a new group takes over” Vaya que el tipo sabía de lo que hablaba y vomitaba razón.

Y este argumento mío puede romperse en ocasiones: uno puede ser un genio como Alber Elbaz y contribuir a un cambio sin necesidad de “venderse al sistema” (cómo odio esa expresión) o de crear una belleza incomprendida y aún así maravillar a todos. Y miren que esa gente abunda en esta industria, lo cual es verdaderamente reconfortante.

A lo que voy es que Alessandra es una mujer a la que “El Club” de la moda le hace el feo pero también ha tenido la mala, malísima suerte de estar en el lugar equivocado y en el momento equivocado. Alessandra es para algunos como la clásica madrastra de cuento de hadas: se integra a una nueva familia pero los niños la ven como un monstruo de maldad, el polo opuesto a la madre pura y tierna que murió. En este caso es menos trágico y las madres en cuestión se llaman Tom Ford y Valentino Garavani.

Debo decirles que si hay una persona que haya adorado desde que comencé a volverme fan de la moda fue Tom Ford. A mí no me importa si la gente cree que es bueno o no porque yo era fan número uno y me fascinaban sus creaciones para Gucci e YSL. Tuve la fortuna de saber de su existencia algunas temporadas antes de que renunciara. Y si volviera, así fuera para dirigir Tommy Hilfiger, es un hecho de que volvería a ser fan número uno -si me lo preguntan, muero por: a) tener unas gafas de sol Tom Ford b) ahorrar para comprarme un traje a la medida como los que diseña y c) ver su nueva película-.

Cuando Ford se fue de Gucci y entró Alessandra dejé de seguir a la casa por razones ajenas a mí y no monté en cólera, a pesar de ser fan. “Ya no es lo mismo” decían todos, y a mí no me pareció un cambio para mal. Vi algunas cosas y me gustaron. Y luego despidieron a Facchinetti, llegó Frida Giannini… y me gustó. Hasta hace muy poco me encantaba toda la ropa de Gucci (ahora sólo lo de hombre).

Luego Alessandra desapareció y me vengo enterando que dirigió una firma de chamarras y abrigos, lo cual está bien porque ese mujer necesitaba de un trabajo después del chasco en Gucci. Y el regreso triunfal de esta mujer se da cuando, de la nada, Valentino decide que ella es la indicada para sustituirlo.

No se veía como una gran idea porque tienen dos estilos totalmente diferentes… pero me encantó su trabajo en la casa. Alta Costura no porque el cambio fue muy drástico y creo que 8 de cada diez fans de la moda les gustó alguna vez un vestido de Alta Costura de este (gran) señor.

Pero RTW sí, porque era ropa práctica, para un tipo de mujer inteligente, discreta y sofisticada que buscaba verse bien sin complicarse la vida. Y la ropa de ese estilo tiene un gran nicho de mercado, por lo que hubiera sido genial ver más entregas de Valentino by Facchinetti y no esa cosa sosa y horrible que vemos ahora.

Pero no, la corrieron de la forma más espantosa posible, una falta total de educación. Y ahora ha desaparecido de nuevo. Pero estoy seguro que si tuviera su propia casa de modas o sustituyera a algún diseñador poco competente (ustedes den ejemplos) sería un éxito de ventas. Porque allá afuera hay un mundo de mujeres que piensan y se visten como Facchinetti… y casi todas se van por propuestas norteamericanas.

Estoy consciente que le falta experiencia pero podría crecer profesionalmente empezando de cero y no como plato de segunda mesa. Si siguen llamando a esa pobre mujer a sustituir monstruos sagrados la van a hundir. Porque sólo la van a ilusionar para despedirla unos meses después. Y eso es de lo más bajo que un ser humano puede hacerle a otro.

O, si no hay casas nuevas disponibles, darle una oportunidad en una cadena tipo H&M para que diseñe una colección sencilla, práctica y elegante. Algo que no requiera bajar 5 kilos y usar tacones de 12 cm para que no desentone. Se puede. Ella tiene el potencial para hacerlo, lo que falta es una legión de personas que crean en ella.

Yo creo que sí se puede ¿y ustedes?

13 comentarios:

Bere Tarde o temprano dijo...

A mi me gusta lo que ha hecho, desafortunadamente muchas veces a la gente no le gusta el cambio, les da miedo, y los cega, no dejandolos aceptar otra realidad mas que la que conocen.

un beso! y suerte con tu mail! Internship aquí va Aldo!

JuanP... dijo...

A mi me encantaba la Facchhinetti (lo escribí bien??), no sabía que la habían corrido de una mala manera, y odio totalmente a Maria Grazia (creo así se escribe) y al otro tipo (cuyo nombre ni me preocupo en recordar) y lo que han hecho para Valentino, gruño gruño, además de que están bien feos, pero en fin, este negocio es cruel, y a veces la gente en el negocio de la belleza y al estética puede ser horriblemente despreciable, yo voto por que la Facchhinetti vaya a diseñar no para Valentino, sino para su propia firma, sueño utópico por que ya en estos días, pues iniciar una casa propia no es sencillo...

Saludos! (n_n)

Guapóloga dijo...

Tienes razón, sus diseños emanan talento y sí, me gustaría ver clones (u originales, mucho mejor!) en muchas tiendas.

Pero, mejor aún -y ya que Estrella Archs "necesita" una directora creativa- pus que la vayan considerando también para Ungaro, no? Digo, ya que estamos en la cartita a Santa... ji ji ji

Besos!

Botica Pop dijo...

me gustan mucho mucho tus posts divagadores, pero para nada soy tan conocedora como tu y me encantaría sugerir que digas a que colecciones pertenecen las fotos (oh pues, no me abucheen, tal vez es obvio, pero yo en serio me pierdo...). y esos del club, dales años y verás.

Sebastián dijo...

La amo. Y mi muy descabellada idea es verla diseñando en Chanel cuando Lagerfeld termine su ciclo. Me encantó en Gucci y terminé de rendirme a sus pies en Valentino. Mi teoría, también un poco descabellada, es que Valentino la corrió porque corría el riesgo de ser opacado por el talento de Facchinetti, o eso me gusta pensar.

L De dijo...

tienes razon pero pues asi es la vida como diria mi abuelita unos nacieron con estrella y otros estrellados aa tan sabias las abuelitas y lo que dice mi mama es que todos venimos del mismo barro nomas que unos pa bacin y otros para jarro bueno anyway

un beso corazon!!

Lee Van Cleef dijo...

Es un putadón mayúsculo tener que sustituír a Tom Ford en algo. Te condena al fracaso instantaneamente.
Yo desde luego firmaba porque hubiera seguido Alessandra y que nunca hubiera puesto las manos en Gucci la Gianinni.Creo que Frida se está cargando la esencia de Gucci desde hace tiempo...poco a poco y silenciosamente, pero lo esta haciendo.

Yo le hubiera dado mas tiempo a Alessandra en Valentino... fue todo muy precipitado.

;)

Pol dijo...

Si hay algo en este mundo blogger que mas disfruto como si de un vino se tratara son tus post , me los leo sin deprisa y muchos crean torbellinos en mi cabeza, y estoy de acuerdo contigo, creo que Alessandra tiene una personalidas muy fuerte y una intuicion de diseño increibles , lo suficiente para que haga su casa , yo si le compraria , me gustan su creaciones y lo de H&M no me suena nada mal... claro si hubiese en Mexico como lo dice mi post.

ErichBen dijo...

La pobre ya esta bien quemada, y lo malo de ella no es su trabajo y su forma de sieñar sino que es una persona terca, necia, y que no sabe trabajar en equipo y no le imprta anda solo lo que diga ella, por eso ya estuvo en gucci, brioni, valentino, y asi se la pasara la pobre.

Ald0rad0 dijo...

Bere: Gracias por los buenos deseos!! Pero sí, estoy de acuerdo contigo porque la realidad puede ser aterradora para muchos.

JuanP: Sí, yo también doy mi voto para que le abran su propia casa. Ojalá!!!

Guapóloga: Sí!!! una petición más a Santa!!!

Botica Pop: Las del fondo oscuro son de Gucci, casi todas son otoño 2005, salvo la imagen más pequeña que es primavera 05. La tercera es Valentino s09, las fotos número 4 y 8 son Haute Couture y las demás otoño 2008. Besos!!

Sebastián: Puede ser que haya salido por eso. A mí no me gustaría verla en Chanel pero sí en, digamos, Salvatore Ferragamo o en su propia casa.

L De: Jajajajaja. Besos!!

Lee Van Cleef: Tienes razón total y completamente :)

Pol: Gracias!!! corro a leerte.

ErichBen: Sí, y cuando no tenga una carrera lamentará el haber sido tan inflexible. :(

Monsieur Noir dijo...

A mi me gustaba, y si las colecciónes que hizo para Valentino no vendieron, yo le hecho la culpa a la pesima publicidad que le hicieron.
Saludos

EDUARDO dijo...

pobre mujer con mala suerte! de verdad yo como tu pienso q tiene mala suerte, no se que tan talentosa sea, pero no creo q sea mala..

Ald0rad0 dijo...

Monsieur Noir: Y a los comentarios de Valentino. Saludos!

Eduardo: Sí. Osea, no es mala, pero se defiende.