jueves, 6 de agosto de 2009

La Ventana Indiscreta



Nos gusta ver, ser los espectadores. Es el morbo que se encuentra enterrado en el fondo de nuestras buenas costumbres. Ver una pareja besándose en el metro sin que lo noten nos da una sensación de complicidad. Tal vez por eso las películas han tenido tanto éxito, porque nos vuelven cómplices de los personajes.

Alfred Hitchcock decía que, si por casualidad viéramos a una vecina desnudándose en el edificio de enfrente, uno 90% de nosotros se quedaría mirando sin decir "esto no es de mi incumbencia". Y es verdad. Pasamos por escenas tan sórdidas cubiertas por el manto de la cotidianeidad que nos acostumbramos a mirar. Nos hace sentir bien.

Pero ¿y si al mirar encontráramos algo macabro? ¿Nos sentiríamos culpables o nuestra curiosidad aumentaría? Bajo esa premisa Hitchcock dirigió La Ventana Indiscreta. Una historia que ha sido parodiada y homenajeada miles de veces en películas y series de televisión, se puede resumir en un par de oraciones: un fotógrafo con una pierna rota descubre que su vecino ha asesinado a alguien. Él y su novia deciden ir al fondo del asunto, por peligroso que sea.



¿Y ya? Sí, y ya. Pero le encanto de Hitchcock radicaba en lograr que historias tan simples como estas se vuelvan emocionantes e irresisitibles. En escenas cortas y aparentemente carentes de importancia daba las claves del misterio. Sus desenlaces dejan al público aferrado a la butaca: ¿se salvarán los protagonistas? ¿quién es el asesino o el traidor? ¿cuál es el secreto? El suspenso no sería tan atractivo sin la influencia de Hitchcock.

El director inglés en ocasiones se retaba a sí mismo para lograr mejores resultados: prescindía de la música (como en Los Pájaros), del color (Psycho), del protagonista de la película (Rebecca) o de un set elaborado (Lifeboat). Y sus riesgos solían tener resultados positivos que se han quedado fijos en nuestra memoria.

En La Ventana Indiscreta decide prescindir de un espacio amplio. El espacio de la película no va más allá de lo que la ventana del protagonista nos puede mostrar: el patio trasero de un edificio. La vida privada de los vecinos, algo que nos produce tanto morbo (y en ocasiones envidia)sirve como pretexto para que el guión se desarrolle.



Hitchcock hacía cómplices a los espectadores. Sabe que sus convenciones morales dicen que espiar es malo pero no es algo que le interese. Los lleva de la mano a descubrir el oscuro secreto de ese reducido espacio. Todos sabemos que descubrir la cloaca debajo del estilo de vida norteamericano es uno de los temas favoritos en las artes.

El filme no sería el mismo sin la presencia de Grace Kelly. Su personaje rompe con todos los esquemas de una damisela en peligro o mujer sensual de los filmes de la época. El personaje de Kelly es encantadoramente frívola... pero no es tonta. Es suave como la seda, por eso su determinación y su atrevimiento no parecen groseros. Es una mujer con agallas y podría ser un objeto de estudio para algunas feministas.

Grace Kelly nunca se vio mejor. Nunca. Las tres películas que filmó con Hitchcock (Dial M For Murder, La Ventana Indiscreta y Para Atrapar Al Ladrón) parecían creadas ex profeso para ella. Y los personajes que interpretó satisfacían el ideal de la rubia Hitchcock. Lo tenían todo y ella podía mantener el mito dentro y fuera de la pantalla porque en teoría (no se puede saber a ciencia cierta) era esa mezcla de atrevimiento, inteligencia y clase.



El fetichismo del director es un secreto a voces. Podemos resumir la relación de Hitchcock y sus mujeres con tres actrices: Ingrid Bergman, Grace Kelly y Kim Novak, la rubia Hitchcock perfecta, aunque las dos primeras la superaron en talento. Por eso Hitchcock prescindió de sus servicios.

Grace Kelly brilla en esta película y el vestuario es un mero adorno más. Es una muestra de que un vestido impactante y una actriz con personalidad son dos fuerzas que se compensan. ¿Acaso es muy difícil? No, pero era más fácil en los 50 que ahora, porque el star system protegía a sus estrellas de las fotos indiscretas y los escándalos. Tal vez ahora Grace Kelly se vería ensombrecida por los chismes alrededor de su persona y su trabajo pasaría segundo plano. Y una película como esta sería sólo una referencia, de aquellas que hacemos de pasada.

10 comentarios:

L De dijo...

pues la verdad no he visto la pelicula pero la voy a ver de echo mi mama tambien me dijo q la viera q me iva a gustar y q es muy buena bueno cuando la vea te digo q me parecio jeje
besos!!!!

JuanP... dijo...

Otra que se va a mi lista de "must see" a ver que tal está y a ver si encuentro el tiempo para verla, pero algún día (espero no lejano) la veré. (n_n)

Oye como eso de ver a la pareja en el metro...? Chaaaaa ya ni yo jajaja.
Saludosh!

JsN dijo...

Claro que puedes tomar la foto de Karen Elson, yo me la robe de otro sitio.

Holly Golightly dijo...

Ah Grace

Bere Tarde o temprano dijo...

insisto! maratón de pelís!! pongo mi depa! digan cuando :)

es que con estos post ya me dieron ganas de verlas en este momento!

Botica Pop dijo...

Yo voto por Bere para presidente. Pongamos fecha pues.

Por cierto hay una anécdota de Alfred que me encanta: un actor le pregunta "cual es mi motivación para hacer eso?" y el gordito le responde "tu sueldo".

Marquis de Lannes dijo...

Grace, la elegancia personificada!
Que pena que sus hijas sean tan...
Bueno, Carolina y Chanel es otra historia.

KIRAFASHION dijo...

Me encanta muchísimo esta película! le vi otro día y Grace Kelly es muy linDA Y UNA actriz perfecta! la trama también genial!! tbm me encanta el Director!

Muchos besos Aldo
Lindo blog y post, como siempre!

Esmoquin room dijo...

me encanta todo lo que dices, pero, sobre todo, el último párrafo, eso de que se encargaban de proteger al star system. Aysh... si nos dejaran soñar de vez en cuando con algo de glamour, no?

Grace Kelly genial y bellísima. Me lleva a preguntarme la relación entre los actores y la película. El filme no sería lo mismo sin ellos dos, como no sería lo mismo Desayuno con diamantes con Marylin... no?

Un saludo,
Jose

Ald0rad0 dijo...

L De: Te la recomiendo ampliamente

JuanP: Jajajajaja lo del metro se me ocurrió en el momento!!! jajajajajaja

JsN: Gracias! ya me la robé!! :P

Holly: Oh, sí :P

Bere: Me encanta la idea. Pongan fecha!!


BoticaPop: No conocía la anécdota, está buen´+isima!!! pues les digo, pongamos hora y fecha

Marquis: Estefanía no fue tan afortunada como Carolina, debo decirlo.

Kira Fashion: Muchísimas gracias!! un beso!!

José: Gracias! Pues no, a veces una película se queda a medias porque escogen al actor equivocado. Y eso no tiene remedio en ocasiones. Saludos!!